Seleccionar página

Se va acabando el verano, y a la vuelta del otoño, una de las tareas fundamentales de nuestros jardines, es preparar, la recogida de hojarasca, de la poda, la preparación del terreno para que el tiempo no arruine su cuidado.

Pero de igual modo, en los tiempos que corremos los restos que recogemos de las zonas ajardinadas no se pueden tirar en cualquier sitio. Y una buena opción para olvidarse de los problemas con nuestros ayuntamientos, es utilizar un pequeño contenedor, el cual ya tiene donde derivar todos los restos recogidos de nuestras zonas verdes.

Pida presupuesto de nuestros contenedores y olvídese donde y como tirar las hojas y los restos de poda.